Guía de ocio familiar en málaga

¿Cómo elegir la mejor actividad de Tiempo Libre para tus hijos?

Es posible que a veces nos asalte esta duda, y nos perdamos entre tanta oferta de actividades de ocio y al aire libre.

Esto, de entrada, es en realidad algo muy positivo: es una alegría ver tanta variedad de actividades donde elegir, lo que a su vez da la oportunidad de optar por el ocio más acertado.

Sabiendo además que toda actividad, de una u otra manera, puede ofrecer una experiencia enriquecedora.

Esta es una entrada preparada para publicar en la Guía de Ocio Familiar La Diversiva, una estupenda iniciativa malagueña que reúne una gran cantidad de actividades de Tiempo Libre infantil y juvenil y en familia.

Pues bien, entonces, ¿por qué actividad de tiempo libre decidirse?

Cierto es que muchas veces el factor económico puede ser decisivo, y lo bueno es que hay opciones muy asequibles de actividades de ocio que proponen experiencias muy recomendables.

También hay que entender que las actividades de Tiempo Libre que requieran más materiales, personal cualificado, infraestructuras, o implican el cuidado de animales, tengan costes más altos.

Algunas de estas actividades pueden ser una inversión más que recomendable, sobre todo cuando la experiencia que proporciona es educativa, más que puramente por diversión.

Por otro lado, a la hora de elegir es muy interesante optar por aquellas actividades que puedan realizarse en familia.

El Tiempo Libre en grupo, además de enriquecer por sí mismo, fomenta la cohesión y crecimiento del vínculo entre sus miembros.

En cuanto a la variedad en actividades de ocio y Tiempo Libre, dos puntos contrapuestos a valorar:

Por un lado, si tu hija o tu hijo destaca o le apasiona un área como pueda ser la música, las tecnologías o los deportes, no dudes en elegir una actividad en esa línea, pues esto puede ayudarle a potenciar sus competencias, capacidades y motivación en torno a dicha área, lo cual es muy beneficioso.

Pero al mismo tiempo recuerda que, siguiendo las tres “d” del Tiempo Libre, las actividades sanas de ocio son aquellas que procuran un descanso, una diversión y un desarrollo o formación adecuados.

Seguir leyendo Guía de ocio familiar en málaga

Cómo trabajar con la diferencia

A veces esta pregunta surge en ciertos ámbitos profesionales educativos o del Tiempo Libre. ¿Cómo trabajar con la diferencia? Es decir: con el que es diferente.

Muchas veces la pregunta más repetida que me hacen en charlas y clases o talleres para monitores de tiempo libre es cómo trabajar con aquellos o aquellas que son diferentes, que se portan peor o que, me dicen a veces, tienen un comportamiento fuera de lo normal.

¿Cómo trabajar con la diferencia? Es importantísimo comenzar con un cambio de perspectiva porque, en realidad, ya estás trabajando con la diferencia.

El hecho de que haya participantes (o alumnado) que se ajusten más a lo que estás proponiendo (actividades, dinámica, normas, ritmo….) no quiere decir que haya unos participantes que puedan ser considerados “normales”, y otros que no.

Tan solo se ajustan más o mejor a lo que estás proponiendo y sin embargo, si cambiases la propuesta, seguramente serían otros los que se adaptarían mejor a lo que propones.

La medida de lo normal es potencialmente subjetiva y se ajusta a lo que un individuo ya conoce, y es normal tan solo porque se da, pero en contraposición lo que desconoce también es y existe, por lo que este juicio a su vez denota desconocimiento por parte del hablante.

Es por ello que toda diferencia aporta variedad, conocimiento y enriquecimiento, y que el punto de partida no puede ser nunca subjetivo, tratando de que la persona que desde mi percepción individual no es normal, sea normal (cuando esto en realidad no supone ser normal, sino ajustarse más a mi forma de ser o plantear las interacciones o actividades).

Ha de existir en el encuentro interpersonal  un acuerdo más que una posición de dominancia.

Pero cuidado que esta comprensión de la aceptación de la diversidad no nos puede llevar tampoco a lo contrario, aceptando cualquier realidad incluso una que vaya en contra de la libertad individual mía personal o de cualquier otro miembro del grupo.

En otras palabras: Hay que desterrar el “no es normal que menganito o menganita no pare de molestar en clase”, porque para él o ella puede que sí sea una realidad justificada, pero eso no quita que dicha situación haya que trabajarla o afrontarla de alguna manera.

Y para ello, unas claves a continuación:

Seguir leyendo Cómo trabajar con la diferencia